logo

Estaba totalmente deprimido por los últimos acontecimientos que la pasaron: una relación amorosa fallida, económicamente estaba muy mal porque fue despedido del trabajo el cual sucumbió a la depresión económica que llego al país,

pasaba el tiempo sentado o acostado para mitigar la depresión, no salía de su casa, un día cuando se decidió a salir para buscar trabajo entró a un ciber café para elaborar su hoja de vida e imprimir varias por si algún trabajo se lo solicitaba, mientras le elaboraban la hoja de vida notó a varios jóvenes y personas mayores utilizando en la computara un programa en donde veían fotos, comentarios, conversaban en el momento con otras personas, todas las personas que utilizaban esa aplicación se notaban muy contentas y felices, le llamó la atención y le pregunto al encargado del ciber café:

 

-¿Qué hacen esas personas?-

 

El encargado del ciber café se levantó por un momento y observo a las personas, le respondió:

-Están conversando o entablando amistad con otras personas-

 

-¿Se puede hacer eso?-pregunto.

-En las redes sociales-le dijo-está usando una red social muy famosa.

Le sonó rara la palabra que le dijo el encargado, pero a la vez pensó que era una muy buena manera de comunicarse o conversar, le pregunto al encargado:

-¿Cómo se usa?-

-Muy fácil, crea su perfil ingresa con su correo electrónico, crea una clave secreta y empieza a buscar amigos, parientes, puede comentar su estado, subir fotos en donde usted aparece, ahí todos pueden saber su estado de ánimo-.

Quedo impresionado con la explicación que le había dado el encargado del ciber café, le elaboraron la hoja de vida y saco varias copias para tenerlas a la mano, regreso a su casa, estaba deprimido sentado como un robot cambiando los canales de la televisión, se acordó lo que le dijeron en el ciber café, se levantó del sofá, salió rumbo al mismo, el encargado le proporcionó una computadora e ingreso a la red social, elaboro su perfil con las indicaciones que la red social le solicitaba, se alegró mucho y se retiró del ciber café, cuando caminaba hacia la salida le dijo al encargado:

 

-Ya elaboré mi perfil en la red social-

-Que bien-le respondió el encargado-empiece a comentar como esta su estado, suba fotos y todo lo demás.

 

Al siguiente día llegó con unos documentos y una foto, al parecer la foto se la había tomado al minuto, le pregunto al encargado por una computadora y este le asignó una, también le dijo al encargado que le escaneara los documentos, la foto que llevaba para poder subirlas a la red social, el encargado le escaneo todo y le presto una memoria para que pudiera subirlas a la red social, paso toda la tarde inmerso en la misma subiendo los documentos, la foto, comentando su estado, como se sentía en ese momento, al parecer la red social había captado totalmente su atención.

Con el correr de los días la depresión le aumento, su situación económica iba de mal en peor, otra relación que quiso entablar nunca prospero, lo rechazaron por ser muy negativo, pasaban los días y siempre visitaba el ciber café, ingresaba a la red social pero ya no le gustaba y tampoco lo ponía de buen humor, no tenía ninguna visita, ningún comentario tenía en su cuenta, la única solicitud de amistad que tenía en su cuenta era la de la red social que la daba la bienvenida, a un lado izquierdo de la red social habían unas frases que decían: “Amigos y solicitudes de Amistad=0”; no comprendía porque nadie quería entablar comunicación con él y porque nadie le comentaba nada, la depresión le volvió en ese instante, se levantó un poco molesto de la computadora donde estaba, le pago al encargado lo que había consumido y al verlo le comentó:

 

-¡Esa red social que me sugirió no sirve para nada!-

-¿Perdón?-dijo el encargado.

-¡Lo que me sugirió no sirve!-le recalcó.

-¿La red social?-le contestó.

-Si eso no sirve, es un engaño, no tengo solicitudes de amistad y nadie me responde, nadie comenta nada-le dijo.

-No puede ser, no le creo que no tenga amistades o solicitudes de amistad para confirmar, a no ser que nadie lo conozca, pero eso es imposible-le dijo el encargado del ciber café.

-Si no me cree, ingrese para que corrobore lo que le digo-

 

El encargado se levantó de su asiento y le hizo espacio para que él ingresara en su computadora, llamo a la red social, ingreso su correo electrónico y luego su clave secreta, en ese instante en la pantalla apareció arriba de ésta una barra color azul, no mostraba ninguna foto, ni comentario, le dijo al encargado:

 

-Ya ve, lo que digo es cierto-

El encargado del ciber café notó que era cierto lo que le decía, observo la pantalla y le dijo:

-¿Me permite ver su perfil?-

-Claro haga lo que quiera, total no sirve-le contestó.

 

El encargado ingreso al perfil que él había creado y notó primero la foto que había subido como era al minuto la calidad no eran tan buena, tampoco la apariencia de él; tenía el pelo largo y desalineado, en el rostro se notaba una barba de varios días y en los ojos se notaba la depresión que lo embargaba, en los datos colocó después de su nombre y fecha nacimiento, en la ocupación: desempleado, en su estado civil: divorciado y rechazado por varias mujeres, deportes que me gustan: ninguno, hobbies: ver televisión y pasar acostado viendo el techo de mi casa; en su estado había colocado un mensaje que decía: “estoy totalmente deprimido, la vida apesta”, en otra había colocado: “desempleado por la maldita depresión económica, acabo con mi trabajo” y otro que decía: “las mujeres no me quieren, siempre me rechazan”, debajo de todos estos mensajes había unas imágenes, en la primera se notaba que era una carta de despido laboral, esta tenía su nombre y debajo de esta un comentario que decía: “!!Mi maravillosa carta de despido laboral!” En otra imagen habían varios estados de cuenta de tarjetas de crédito junto con recibos de agua, teléfono y energía eléctrica debajo de la imagen una frase que decía: “como put… voy a pagar todas estas cuentas si estoy desempleado, ¿alguien podría prestarme dinero?”.

El encargo del ciber café se sorprendió por lo que leía y observaba, miro a la persona que había creado esa cuenta en la red social, soltó una pequeña risa, la persona notó que él se reía y le dijo:

 

-¿Cuál es la gracia?-

-Disculpe, que me ría pero así no se crea una cuenta en las redes sociales-

-A deberás y ahora me lo dice, ¿Cómo se crea entonces?-

El encarado del ciber café se levantó del asiento y le empezó a explicarle como crear la cuenta, le dijo:

-Mire tiene que subir imágenes donde aparezca feliz, sonriendo, disfrutando en algún lugar son sus amigos o familia, en su perfil ponga que está felizmente casado, que tiene un buen empleo, estudios superiores, en su estado de ánimo debe de colocar solo cosas amenas, alegres, frases de motivación, que se note que usted es una persona totalmente alegre y contenta, que disfruta plenamente de la vida, que se relaciona bien con todo mundo; eso tiene que poner en su perfil y cuenta-le dijo el encargado.

 

-¡No es eso mentirle a la gente!-le dijo algo molesto-en este momento de mi vida no siento todo eso y realmente ni me siento así-le increpo.

-No se preocupe todo mundo lo hace, es común, puede dejar ese perfil de esa manera y crear otro-le dijo el encargado.

-¿Se refiere a tener dos perfiles?-le pregunto.

-Claro, es totalmente valido en las redes sociales-le dijo.

Él le dijo que le asignara una computadora, se sentó, ingreso a la red social con otro correo y otra clave secreta, elaboro otro perfil justo como le había dicho el encargado del ciber café, se levantó del asiento donde estaba la computadora, había una máquina expendedora de gaseosas, puso una monedas en ésta y una lata de gaseosas salió de un orificio, la abrió para darle unos sorbos, regreso al asiento que le habían asignado y en ese lapso que se levantó para comprar la gaseosa ahora en la pantalla habían cuatro solicitudes de amistad para confirmar, le habían respondido su estado seis personas y el sonido de un timbre se escuchó en los parlantes de la computadora, era un mensaje en la esquina inferior derecha de la pantalla, ahora una persona quería conversar con él.

Otros Posts

Sé que debes ser el sueño que sueña alguien más

yiuiuyiu3333

No hay manera que yo quepa en tus pensamientos aunque trate de entrar de lado, de canto, agachado …a rastras, sé que debes ser el sueño que sueña alguien más …

Atentados, abusos y redes

atentados en barcelona 2517706w640

Las redes sociales han venido a acelerar, para bien o para mal, todas las noticias, verdaderas o falsas a las comunidades … dando tiempo para organizarse para diferentes causas. Usarlas bien es el problema, porque dependen de los más burros de todos los burros … depende de nosotros.

Gris tipo azul octubre

No te molestes diciendo “lo siento …”

simplemente, pasa adelante

y vuelve a convertir

mi salud mental en un desastre.

© Daniel Rucks 2017